E-mail: informacion@setisa.com.svTeléfono: (503) 2264-4713

El Ruido es un contaminante físico que puede estar presente en el entorno laboral. Según la  normativa actual, el límite equivalente diario está en 85 dBA; si se supera puede llegar a causar enfermedades graves.

Cuando se quiere evaluar el riesgo por  ruido, hay que tener en cuenta su nivel en función del tiempo de exposición. De ahí la importancia del método de la Dosimetría de Ruido.

La Dosis de Ruido se define como la cantidad de energía sonora que un oído normal puede recibir durante la jornada laboral para que el riesgo de pérdida auditiva al cabo de un día laboral esté por debajo de su valor establecido.La dosis máxima permitida se da en Porcentaje.

SETISA, mediante un Análisis de Dosimetría  busca determinar la dosis de ruido acumulada al que está expuesto el trabajador, independientemente de donde haya estado y el tiempo que allí haya permanecido. Procedemos a instalar al trabajador un dosimetro portátil al inicio de su jornada laboral, durante un periodo de 8 horas. El micrófono se instala en el cuello de la camisa del trabajador, a  0.1 m. del oído

Mediante este estudio, SETISA analiza los siguientes factores:

Alcances del Análisis:

  • Caracterización del puesto de trabajo muestreado,
  • Caracterización del tipo de Ruido en el puesto de Trabajo
  • Tiempo de exposición del Trabajador 
  • Tiempo Máximo de exposición con base al TWA registrado
  • Promedio  Ponderado en el tiempo, por cada puesto de trabajo
  • Calculo del NRR (Tasa de Reducción de Ruido) del Protector   Auditivo
  • Dosis Porcentual de Energía Sonora Recibida durante el turno de Trabajo. 
  • Conclusiones y recomendaciones

.

.